Termómetro higrómetro

Un higrómetro es un dispositivo capaz de medir la humedad relativa en el ambiente. Suelen comprarse de forma independiente, aunque por lo general suelen ir junto con sensores de temperatura e incorporados a termómetros digitales o estaciones meteorológicas.

Los mejores termómetros higrómetro

El mejor ThermoPro TP49 Mini... ThermoPro TP49 Mini... No hay valoraciones 9,99 €
Calidad Precio ThermoPro TP50... ThermoPro TP50... No hay valoraciones 12,99 €
Nuestra favorita ThermoPro TP55... ThermoPro TP55... No hay valoraciones 16,99 €
DOQAUS Mini Termómetro... DOQAUS Mini Termómetro... 1.714 Opiniones 7,99 €
ThermoPro TP53... ThermoPro TP53... No hay valoraciones 14,99 €
Termómetro Higrometro... Termómetro Higrometro... No hay valoraciones 3,73 €
No hay valoraciones
No hay valoraciones
No hay valoraciones
1.714 Opiniones
No hay valoraciones
No hay valoraciones
9,99 €
12,99 €
16,99 €
7,99 €
14,99 €
3,73 €

Si quieres un buen higrómetro, puedes mirar estos modelos recomendados para que la humedad relativa no sea un misterio para ti:

ThermoPro TP53

Es un termómetro con higrómetro que tiene una pantalla LCD grande y retroiluminada para mostrar los valores claros. Mostrará tanto la humedad como la temperatura en sus valores alto y bajo, y mostrará un indicador de si te encuentras en la zona seca, comfort o húmeda en función del HR medido.

Su pantalla es táctil y fácil de usar. Funciona con 2 pilas AAA que durarán bastante tiempo, y llega a medir rangos de -50ºC a +70ºC y humedad de entre 10% y 99%, así que es apto casi para cualquier ambiente.

Umi by Amazon

Es un modelo ThermoPro TP55, solo que bajo la marca UMI Essential de Amazon. Así que las características son las mismas que para el modelo original del fabricante. Con una gran pantalla táctil LCD con iluminación en azul, medidor de temperatura máxima y mínima, y humedad relativa.

Muestra la temperatura máxima, mínima, la humedad, si estás en la zona de seca, comfort y húmeda, además de otras funciones como la de configurar en ºF o ºC.

ThermoPro TP55

En apariencia y características es como el anterior de Amazon, solo que este ThermoPro TP55 está bajo la marca original. Tiene una gran pantalla táctil de 4” donde ver la temperatura máxima y mínima, la humedad relativa, en qué zona te encuentras de confort, y también funciona con 2 pilas AAA.

TFA Dostmann 30.5019

Es un termómetro con hidrógrafo digital muy sencillo, pero práctico. Tiene una pantalla LCD redonda en la que mostrará la temperatura actual, el HR y un indicador imitando a una aguja analógica que mostrará en qué zona estás: seca, confort y húmeda. Tiene memoria de máxima y mínima, y puede leer rangos de 0-50ºC y de 20-95% de HR.

ELEGIANT Estación Meteorológica

Esta estación meteorológica permite llevar un control de la temperatura, la humedad, muestra el pronóstico del tiempo, la hora del día, etc. Es ideal para colocar el sensor en el exterior y poder ver los valores desde el interior gracias a su tecnología inalámbrica.

Gran pantalla táctil a color, configurable en ºC y ºF. Con 3 canales para soportar hasta tres sondas-sensor (a 60m) para colocarlos en diferentes sitios. La información se actualizará cada 30 segundos, para obtener los valores más actuales.

¿Qué es un higrómetro?

termometro higrometro

Un higrómetro o higrógrafo es un instrumento de medición capaz de medir la humedad del aire y otros gases. Por lo general, se usa para medir la humedad en el aire para invernaderos, hogar, y otros ambientes. Es decir, será capaz de reconocer la cantidad de agua en suspensión que hay, algo vital, no solo para animales y plantas, sino también para nuestra salud y la durabilidad de muchos aparatos.

Las formas que tienen de medir la humedad pueden ser varias, aunque los actuales higrómetros digitales suelen usar un sensor de humedad que se basan en la temperatura de condensación, cambios de capacitancia, o la resistencia eléctrica para medirla.

Tipos de termómetro higrómetro

Dentro de los higrómetros tienes diversos tipos, como:

  • De interior exterior: son higrómetros que pueden ser a su vez de diferentes tipos, como digitales, WiFi, analógicos, etc. Pero se caracterizan por tener acabados resistentes a la intemperie. Suelen estar protegidos con metales como el aluminio u otros plásticos que no se deterioran en exceso con los rayos ultravioleta o la humedad.
  • Analógico: son higrómetros que emplean métodos mecánico y físicos para poder medir la humedad ambiental. Son los llamados clásicos, y lo bueno que tienen es que funcionarán sin batería, así que su autonomía es máxima.
  • Digital: los higrómetros digitales usan sensores electrónicos para medir la humedad relativa en el aire. Además, transforman la señal eléctrica de dicho sensor en datos legibles en una pantalla o exportables a otros dispositivos.
  • Wifi: son higrómetros digitales que tienen tecnología wireless para poderse conectar a una red y así enviar los valores medidos a través de Internet a otros dispositivos, estén donde estén.
  • Con sonda: algunos higrómetros tienen sonda, y es muy práctica para medir la humedad en suelo. Por ejemplo, puedes clavar la sonda en una maceta o en un campo para saber si la tierra está demasiado seca o no. También es ideal para terrarios, y que tus mascotas estén en las mejores condiciones de humedad.

¿Qué datos muestra un higrómetro y cómo interpretarlos?

Los datos que muestra un higrómetro están en porcentajes. Es decir, la humedad relativa (HR) lo que medirá es la relación entre la presión parcial del vapor de agua y la presión de vapor de equilibrio del agua a una temperatura dada.

Dicho de un modo simple será la cantidad de agua suspendida en el aire. Aunque no la veas, en el aire hay grandes cantidades de agua. De hecho, algunos países con sequía, como Australia, están usando condensadores para hacer que ese agua llene depósitos y así obtener agua del aire. También es un efecto muy visual si tienes un deshumidificador en casa, que verás cómo tras horas de uso, el depósito de varios litros se llenará.

Dicho esto, el porcentaje es fácil de interpretar. Un mayor porcentaje significa que la mezcla de aire y agua es más húmeda. Por ejemplo, una humedad relativa del 100% quiere decir que el aire está saturado y se encuentra en su punto de rocío, por tanto, se podrá condensar el agua en paredes o superficies de vidrio, como lo que ocurre en el baño, en las ventanas cuando hace mucho frío fuera, etc. Por cierto, ese porcentaje puede variar en función de la temperatura como puedes imaginar, por tanto, si la temperatura es más baja, ese punto de saturación llegará antes.

En función de la temperatura, las personas se pueden sentir cómodas y en un buen estado de salud entre los 30% y 70% HR, aunque los valores ideales son 50-60%. Por debajo o por encima de eso podría tener consecuencias para tu salud, tus mascotas, y los materiales de aparatos (metales, aparatos electrónicos, muebles,…) y construcciones.

¿Por qué hay que tener controlada la humedad en casa?

La humedad es un factor clave para la conservación de los equipos y la de tu propia salud. Por tanto, es vital tener bajo control la humedad en cada momento para alargar la vida de los equipos y para mejorar tu salud. Algunos de los problemas derivados de un nivel de humedad inadecuada son:

  • Con valores muy bajos notarás sequedad en la piel, sequedad ocular o de las vías respiratorias que podría desencadenar en otros problemas de salud. En ambientes muy secos deberías tener un humidificador de aire.
  • Por encima de los valores ideales afectará especialmente a tus articulaciones y sistema respiratorio. Especialmente si tienes problemas como artritis, asma, EPOC, etc., sería conveniente tener un deshumidificador.
  • Pero la humedad alta también afectará a tus paredes y techos, aparatos electrónicos, metales, etc., ya que puede generar humedad (hongos y moho, con mal olor asociado), pequeños cortocircuitos o deterioro de sus partes, y oxidación respectivamente.
  • Tu ropa también se verá resentida, ya que se estropeará más y puede aparecer hongos o mal olor en tus armarios y zapateros.

Tipos de humedades

Los tipos de humedad que puedes tener en una vivienda o paredes de tu negocio son:

Por condensación

La humedad por condensación es aquella en la que las diferencias de temperatura de algunas superficies hacen que el agua se condense y genere pequeñas gotas, o cuando la temperatura es tan fría que se llega a saturar antes. Se caracteriza por el vaho en los cristales, las manchas de moho en las paredes, aparición de hongos en algunas zonas, muebles deteriorados, y olores desagradables.

Por capilaridad

En las zonas más húmedas y lluviosas se puede filtrar agua desde el subsuelo hacia arriba, perjudicando especialmente a las paredes en las zonas bajas y sótanos. Esta humedad es complicada de quitar, y debes aplicar ciertos tratamientos antihumedad químicos que te puede aconsejar tu pintor de confianza. Especial atención debes prestar si este tipo de humedad afecta a muros de carga o pilares, eso podría incluso comprometer la estructura del edificio.

Por infiltraciones

Las infiltraciones se dan cuando se acumula agua en el exterior o existen poros o fisuras que hacen que se cale desde el tejado o a través de paredes, uniones entre edificios, etc. Esta humedad traspasa el revestimiento del edificio y tiene síntomas muy similares a la humedad por capilares, así como su tratamiento también suele ser similar con tratamientos anti-filtraciones o aislantes.

Cómo bajar la humedad de casa

Sea cual sea el tipo de humedad que sufres en tu casa, debes saber que hay algunas cosas que puedes hacer para reducir esos niveles peligrosos. Estos son algunos métodos:

Comprar un deshumidificador

Comprar un deshumidificador para el hogar o industrial es una de las formas de extraer grandes cantidades de agua del ambiente de forma rápida y efectiva. Esto puede resultar práctico para las humedades por condensación. Además, puedes obtener agua del aire para regar tus plantas (nunca para beber, ya que no está tratada).

Debes conocer que hay deshumidificadores de todo tipo y tamaño, desde los de hogar, hasta algunos pequeños para armarios o cajones, pasando por los industriales…

Abrir las ventanas

La ventilación es muy importante. Una casa mal ventilada acumulará más humedad dentro. Es muy evidente cuando entras a una casa húmeda, ya que tendrá un olor a húmedo desagradable o presentará problemas como moho u hongos en ciertas superficies.

Deberías ventilar cada habitación al menos 15 min al día. Eso renovará el aire y evitará problemas de humedad.

Consultar a un profesional

Si ves que a tus paredes se les levanta la pintura, tienen manchas oscuras o negras, hay moho u hongos en ciertas superficies como los techos o zonas bajas de paredes, goteras, etc., es preferible que llames a un experto que evalúe el problema. Una vez identificado el tipo y origen de tu humedad, podrá aplicar un tratamiento corrector o hacerte algunas recomendaciones.

Si has llegado hasta aquí es que aún no lo tienes muy claro. ¿Cuánto te quieres gastar en tu nuevo termómetro?

20€

*Mueve el slider para variar el precio

Deja un comentario

*

*

  1. Responsable de los datos: AB Internet
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.